Conceptos estéticos, encuentros científicos
Manuel Felguérez
Conceptos estéticos, encuentros científicos
Manuel Felguérez
17
.
11
.
2022
23
.
12
.
2022
Manuel Felguérez
Conceptos estéticos, encuentros científicos
Manuel Felguérez
/
17
.
11
.
2022
23
.
12
.
2022

Manuel Felguérez. 

Por Pilar García

El conjunto de obras de Manuel Felguérez (1928-2020) que ahora se presenta da cuenta de dos importantes vertientes de trabajo de corte más experimental, realizadas a fines de los años sesenta y durante la década de los setenta. La exposición incluye piezas que incursionan en torno al arte cinético y otras que forman parte del proyecto de la Máquina estética. En ambos casos, Felguérez responde a la necesidad de crear obras acordes a una cultura moderna interesada en el dinamismo y la tecnología que determinaron la transformación de la vida urbana, pero también afines a los nuevos paradigmas del arte moderno y contemporáneo en cuanto a la experimentación de soportes, la inclusión de nuevos materiales industriales y sobre todo a la redefinición de la relación entre la obra y el espectador al incluirlo como un agente activo en su participación.

Hacia 1967, Felguérez comenzó a interesarse en producir obras asociadas al arte cinético. Ya sea por medio de un sistema mecánico, por un componente lumínico o manipulado por el espectador, el artista creó objetos que a través de sus partes sugieren un movimiento real o ilusorio. En varias ocasiones, incorporó a sus piezas patrones visuales que provocan efectos ópticos vibratorios. Con estas premisas, Felguérez creo piezas que participaron en exposiciones como Kalicosmia 67, que abordaba el tema del hombre y el plástico y que tuvo lugar en el Museo de Arte Moderno (MAM), así como el Tercer Salón Independiente para el que realizó dos esculturas cinéticas y un mural en Guadalajara. Un gran número de obras que ahora se exhiben formaron parte de una muestra individual que se llevó a cabo en la Galería Juan Martín, en 1971.  En estas piezas, resalta la incorporación del espejo o materiales reflejantes que se convierten en un elemento central en la práctica artística de Felguérez de estos años, ya que opera como un dispositivo multiplicador de espacios que le permite incorporar una dimensión más a sus obras y a la vez acentúa el deseo de atender la experiencia del espectador y sumarlo a la percepción de éstas. A pesar de que entonces el cinetismo se consideró como un importante movimiento de transformación del arte, y que artistas como Julio LeParc o Víctor Vasarely tuvieron exposiciones en instituciones mexicanas, su valorización y estudio sufrió una falta de atención en la historia del arte. Es por ello que piezas como estas son poco conocidas. 

Siguiendo la idea de multiplicar el espacio, Felguérez presentó en el MAM la exposición El Espacio múltiple (1973), en la que mostró una serie de obras que daba cuenta de conceptos geométricos y cromáticos con el fin de alcanzar una idea simple y concreta que desarrollaría en varios soportes  y materiales – pinturas, relieves, esculturas únicas y múltiples. Este proyecto antecede a la invetigación de La máquina estética que Felguérez trabajó con la Universidad de Harvard y que lo convirtió en pionero de la exploración de la inteligencia artificial en México y en la búsqueda del empleo de la computadora como dispositivo de trabajo para fines creativos. En colaboración con el ingeniero en sistemas Mayer Sasson, lograron generar un programa de computo basado en la aplicación de la teoría de identificación de sistemas. A partir de la obra pictórica de Felguérez, se constituyó un modelo estético —resultado de un estilo desarrollado durante veinticinco años de trabajo geométrico— en el que se establecieron parámetros específicos, formales, métricos y de color para que, de manera combinatoria, la computadora arrojara un extenso número de composiciones posibles de modo aleatorio. Así, fue factible producir cientos de piezas en un solo día que el artista replicó en distintos soportes y formatos. 

Acompaña a estos núcleos de obra, una serie de esculturas de pequeño formato, maquetas realizadas en cartón, que permiten comprender el proceso creativo del artista. 

Esta exposición pone en evidencia el entrecruce entre arte y ciencia que Felguérez mantuvo en estos proyectos como parte importante de su trayectoria artística. A la vez, permite conocer obras poco difundidas de uno de los artistas claves en la conformación del arte moderno y contemporáneo de nuestro país así como elaborar nuevas lecturas del arte mexicano en relación con los conceptualismos del cono sur. 

Manuel Felguérez.

Pilar García

The set of works by Manuel Felguérez (1928-2020) being presented gives an account of two important aspects of his work, of a more experimental nature, carried out at the end of the sixties and the seventies. It includes pieces that venture into kinetic art and others that are part of the project the Máquina estética.  Both cases respond to the need to create works in line with a modern culture interested in dynamism and the technology that determined the transformation of urban life, but also, relate to the new paradigms of modern and contemporary art in terms of experimentation of surfaces, the inclusion of new industrial materials and, above all, the redefinition of the relationship between the artwork and the spectator by including them as an active agent in his participation.

Around 1967, Felguérez became interested in producing works associated with kinetic art. Whether through a mechanical system, a luminous component or a manipulation by the viewer, the artist created objects that through their parts suggest real or illusory movement. On several occasions, he incorporated visual patterns into his pieces that cause vibratory optical effects. With these premises, Felguérez created pieces that featured in exhibitions such as Kalicosmia 67 that addressed the theme of man and his relation to industrial materials, which took place at the Museum of Modern Art, as well as in the Third Independent Salon for which he made two kinetic sculptures and a mural in Guadalajara. A large number of the works exhibited were part of an individual exhibition that took place at the Juan Martín Gallery in 1971. For these pieces, the incorporation of the mirror or reflective materials stands out, becoming a central element in Felguérez's artistic practice during these years, since it operates as a mechanism to multiply space allowing him to incorporate yet another dimension to his works and at the same time accentuates the desire to attend to the viewer's experience and add it to their perception. Despite the fact that at that time kinetic art was considered an important movement and artists such as Julio LeParc and Víctor Vasarely had obtained exhibitions at important Mexican institutions, its appreciation and advancement suffered from a lack of attention within the history of art, which is why pieces like these are less known.

Following the idea of multiplying space, Felguérez presented the exhibition El Espacio multiple (1973) at the MAM (Museum of Modern Art in Mexico City), in which he showed a series of works that gave an account of geometric and chromatic concepts in order to achieve a simple and concrete idea that he would develop through various mediums and materials – paintings, reliefs, single and multiple sculptures. This project precedes the investigation of La máquina estética (The aesthetic machine) that Felguérez worked on at Harvard University making him a pioneer in the exploration of artificial intelligence in Mexico and in the search for the use of the computer as a tool for creative purposes. In collaboration with the systems engineer Mayer Sasson, they managed to generate a computer program based on the application of systems identification theory. Based on the pictorial work of Felguérez, an aesthetic model was established — the result of a style developed over twenty-five years of geometric work— in which specific, formal, metric and chromatic parameters were established so that, in a combinatorial way, the computer would generate a large number of possible compositions at random. Thus, it was feasible to produce hundreds of pieces in a single day that the artist replicated in different mediums and formats.

Alongside these core works are a series of small-format sculptures or maquettes made from cardboard, which allow us to understand the creative process of the artist.

This exhibition highlights the intersection between art and science that Felguérez pursued in these projects as an important part of his artistic career. At the same time, it allows one to discover little-known works by one of the key artists that helped shape modern and contemporary art in Mexico, and provides new interpretations of Mexican art in relation to the conceptualisms of the southern cone.

Manuel Felguérez. 

Por Pilar García

El conjunto de obras de Manuel Felguérez (1928-2020) que ahora se presenta da cuenta de dos importantes vertientes de trabajo de corte más experimental, realizadas a fines de los años sesenta y durante la década de los setenta. La exposición incluye piezas que incursionan en torno al arte cinético y otras que forman parte del proyecto de la Máquina estética. En ambos casos, Felguérez responde a la necesidad de crear obras acordes a una cultura moderna interesada en el dinamismo y la tecnología que determinaron la transformación de la vida urbana, pero también afines a los nuevos paradigmas del arte moderno y contemporáneo en cuanto a la experimentación de soportes, la inclusión de nuevos materiales industriales y sobre todo a la redefinición de la relación entre la obra y el espectador al incluirlo como un agente activo en su participación.

Hacia 1967, Felguérez comenzó a interesarse en producir obras asociadas al arte cinético. Ya sea por medio de un sistema mecánico, por un componente lumínico o manipulado por el espectador, el artista creó objetos que a través de sus partes sugieren un movimiento real o ilusorio. En varias ocasiones, incorporó a sus piezas patrones visuales que provocan efectos ópticos vibratorios. Con estas premisas, Felguérez creo piezas que participaron en exposiciones como Kalicosmia 67, que abordaba el tema del hombre y el plástico y que tuvo lugar en el Museo de Arte Moderno (MAM), así como el Tercer Salón Independiente para el que realizó dos esculturas cinéticas y un mural en Guadalajara. Un gran número de obras que ahora se exhiben formaron parte de una muestra individual que se llevó a cabo en la Galería Juan Martín, en 1971.  En estas piezas, resalta la incorporación del espejo o materiales reflejantes que se convierten en un elemento central en la práctica artística de Felguérez de estos años, ya que opera como un dispositivo multiplicador de espacios que le permite incorporar una dimensión más a sus obras y a la vez acentúa el deseo de atender la experiencia del espectador y sumarlo a la percepción de éstas. A pesar de que entonces el cinetismo se consideró como un importante movimiento de transformación del arte, y que artistas como Julio LeParc o Víctor Vasarely tuvieron exposiciones en instituciones mexicanas, su valorización y estudio sufrió una falta de atención en la historia del arte. Es por ello que piezas como estas son poco conocidas. 

Siguiendo la idea de multiplicar el espacio, Felguérez presentó en el MAM la exposición El Espacio múltiple (1973), en la que mostró una serie de obras que daba cuenta de conceptos geométricos y cromáticos con el fin de alcanzar una idea simple y concreta que desarrollaría en varios soportes  y materiales – pinturas, relieves, esculturas únicas y múltiples. Este proyecto antecede a la invetigación de La máquina estética que Felguérez trabajó con la Universidad de Harvard y que lo convirtió en pionero de la exploración de la inteligencia artificial en México y en la búsqueda del empleo de la computadora como dispositivo de trabajo para fines creativos. En colaboración con el ingeniero en sistemas Mayer Sasson, lograron generar un programa de computo basado en la aplicación de la teoría de identificación de sistemas. A partir de la obra pictórica de Felguérez, se constituyó un modelo estético —resultado de un estilo desarrollado durante veinticinco años de trabajo geométrico— en el que se establecieron parámetros específicos, formales, métricos y de color para que, de manera combinatoria, la computadora arrojara un extenso número de composiciones posibles de modo aleatorio. Así, fue factible producir cientos de piezas en un solo día que el artista replicó en distintos soportes y formatos. 

Acompaña a estos núcleos de obra, una serie de esculturas de pequeño formato, maquetas realizadas en cartón, que permiten comprender el proceso creativo del artista. 

Esta exposición pone en evidencia el entrecruce entre arte y ciencia que Felguérez mantuvo en estos proyectos como parte importante de su trayectoria artística. A la vez, permite conocer obras poco difundidas de uno de los artistas claves en la conformación del arte moderno y contemporáneo de nuestro país así como elaborar nuevas lecturas del arte mexicano en relación con los conceptualismos del cono sur. 

No items found.
Untitled
,
1971

Lacquered wood, plexiglass and aluminum

21.06 x 27.17 x 9.06 in

Madera lacada, plexiglás y aluminio

53.5 x 69 x 23 cm

Imagen rítmica por rotación
,
1971

Acrylic on wood, aluminum, mirrors and electric motor

24.21 x 24.02 x 8.86 in

Acrílico sobre madera, aluminio, espejos y motor eléctrico

61.5 x 61 x 22.5 cm

Untitled
,
1971

Acrylic on wood, acrylic on cardboard, plexiglass and aluminum

8.66 x 11.02 x 3.54 in

Acrílico sobre madera, acrílico sobre cartón, plexiglás y aluminio

22 x 28 x 9 cm

Untitled
,
1971

Lacquered metal, aluminum and wood

19.69 x 23.62 x 5.91 in

Metal lacado, aluminio y madera

50 x 60 x 15 cm

Imagen rítmica
,
1971

Acrylic on wood, acrylic on cardboard and aluminum

12.8 x 12.8 x 4.53 in

Acrílico sobre madera, acrílico sobre cartón y aluminio

32.5 x 32.5 x 11.5 cm

Proyección cúbica
,
1971

Acrylic on wood, acrylic on cardboard, plexiglass and aluminum

14.57 x 9.25 x 5.31 in

Acrílico sobre madera, acrílico sobre cartón, plexiglás y aluminio

37 x 23.5 x 13.5 cm

Untitled
,
1971

Lacquered metal, aluminum and wood

28.07 x 7.09 x 9.65 in

Metal lacado, aluminio y madera

71.3 x 18 x 24.5 cm

Modelo para una escultura de la secuencia "La Fábrica de arte"
,
1972

Acrylic on MDF

12.6 x 5.91 x 5.91 in

Acrílico sobre MDF

32 x 15 x 15 cm

Espejo cuádruple
,
1971

Acrylic on wood, acrylic on cardboard and aluminum

32.2 x 32 x 12.7 cm

Acrílico sobre madera, acrílico sobre cartón y aluminio

12.68 x 12.6 x 5 in

Untitled
,
1970

Acrylic on cardboard, MDF and two red and blue metal spheres

4.53 x 4.53 x 4.53 in

Acrílico sobre cartón, MDF y dos esferas de metal rojo y azul

11.5 x 11.5 x 11.5 cm

What’s a Rich Text element?

The rich text element allows you to create and format headings, paragraphs, blockquotes, images, and video all in one place instead of having to add and format them individually. Just double-click and easily create content.

Static and dynamic content editing

A rich text element can be used with static or dynamic content. For static content, just drop it into any page and begin editing. For dynamic content, add a rich text field to any collection and then connect a rich text element to that field in the settings panel. Voila!

How to customize formatting for each rich text

Headings, paragraphs, blockquotes, figures, images, and figure captions can all be styled after a class is added to the rich text element using the "When inside of" nested selector system.